Museo Etnográfico

``O Pendello``

La población de Quiroga siempre tuvo una estrecha vinculación con la agricultura y la ganadería. Tanto en las parroquias de la montaña, como en el propio valle, el trabajo en el campo y la cría de ganado, supusieron la base fundamental para el sustento de los quirogueses. En la actualidad, la realidad es bien distinta: la disminución y el notable envejecimiento de la población en el medio rural, la progresiva concentración de los vecinos en el pueblo de Quiroga y la aparición de nuevas fuentes de ingreso, entre otros factores, hicieron que la actividad agro-ganadera redujese su importancia o desapareciese por completo.

Hoy, salvo casos aislados, el único cultivo que mantiene su relevancia y cobra cada año mayor impulso, es el de la vid.

Como no podía ser de otra forma, los viejos útiles de labranza fueron sustituidos por las más modernas tecnologías y los arados de madera, las rastras, los yugos, los carros de los bueyes, las angarillas, etc, quedaron en el olvido.

En esta sala denominada “O Pendello”, que no faltaba en ninguna casa, se recupera gran parte de los elementos que en otro tiempo fueron una parte destacable de la vida cotidiana de la mayor parte de los vecinos y vecinas.